Tuesday, August 19, 2008

Sam Riley


Aquí no sale convulsionándose en el escenario mientras playbackea Transmission pero también nos Transmite esa atmósfera melancólica que envolvía a Ian Curtis, a quien da vida en la peli del maestro videoclipero de los ochenta, Anton Corbijn. Yo también hubiese perseguido a este chico después de ver Control para protagonizar la nueva campaña de una firma tan eminentemente british como es Burberry. Paseito en blanco y negro con Rosie Huntington-Whiteley, viento, hojas secas cayendo y todo en un lugar tan romántico como Kensington Gardens (y con esos trench). Como diría nuestro amigo Josie "no tengo paroleeee!".
Post a Comment