Friday, April 20, 2007

koalas

El koala mide entre 61 y 85 cm y pesa entre 4 y 14 kg. El tamaño del cuerpo y las proporciones de un animal adulto dependen de la edad, el género, la alimentación y la región. Los koalas que habitan en climas menos cálidos son generalmente más grandes y tienen el pelaje más oscuro y espeso que aquellos que viven en climas más cálidos. A pesar de estas adaptaciones generales, hay también excepciones. En la fértil Victoria (Australia), un macho adulto puede pesar hasta 14 kg, y una hembra hasta 11 kg. El peso medio de estos animales es más bajo: 12 kg en los machos y 8 kg en las hembras. Los koalas de la seca Queensland son generalmente más pequeños, con un peso medio de los machos de 8 kg y de las hembras de 6 kg. Los koalas tiene un pelaje suave, entre marrón y gris plateado, y sus manos están provistas de garras afiladas. Cada mano tiene cinco dedos, dos de ellos opuestos a los otros tres, los cuales, a semejanza del pulgar humano, pueden moverse en oposición a los otros dedos. Esto le permite aferrarse a los árboles con más facilidad. Las patas traseras no tienen garras en el dedo mayor, y el segundo y tercer dedo están fusionados para formar un garfio con el que pueden extirparse las garrapatas, de las que sufren a menudo.

Sus rasgos distintivos son una oscura nariz sobresaliente y unas grandes orejas, de lo que se deduce que el olfato y el oído juegan papeles importantes en su vida. El koala tiene una cabeza grande en proporción con su cuerpo, y su masa cerebral es relativamente pequeña. El pelaje de los koalas que viven en libertad está más curtido que el de los que viven en cautividad.

Los machos se distinguen de las hembras por la bolsa testicular, así como por la glándula que tienen en el pecho, y que desprende olor. Las hembras, a su vez, se identifican por la bolsa o marsupio. Además, normalmente son más bonitas, lo que se debe a sus facciones y a su menor estatura. La bolsa es como la del wombat (otro marsupial australiano) y, al contrario que en los canguros, la apertura de la bolsa se encuentra en la parte inferior de ésta.

Los machos adultos pueden ser hasta un 50% más grandes que las hembras adultas y, además de tener la curvatura de la nariz más pronunciada, la forma de su cabeza es algo diferente a la de las hembras.


Vamonos para Australia ya!!

Mirad que curioso lo que hacen:

Comunicación

Los koalas cuentan con una amplia variedad de sonidos, que les permiten comunicarse a grandes distancias. Tanto las hembras como los machos gritan cuando tienen miedo. Emiten un ruido fuerte, como el de un bebé cuando quiere comer, que se produce en situaciones de estrés y normalmente suele ir acompañado de temblores. Los machos producen una especie de ronquido para manifestar tanto su presencia como para demostrar su posición social. A menudo suena como un ruido lejano, como cuando se pone en marcha una moto o como cuando gruñe un cerdo. Los machos se ahorran el gasto energético que emplearían en una lucha mediante el uso de los sonidos para establecer su posición dominante. Durante el período de apareamiento gritan mucho para que los otros animales perciban la posición del que grita.

Las hembras no aullan tanto como los machos. Sin embargo, sus gritos sirven tanto como aviso de agresión o como parte de su comportamiento sexual. Pueden ser dulces cuando intercambian unos suaves chillidos con sus crías; pero también, amenazadoras cuando gruñen expresando su enfado o su malestar. A veces se les puede escuchar emitir un sonido parecido al canturreo o al susurro de una persona.


Fuente: la archipoderosa Wikipedia
Post a Comment